Un grupo de geocientíficos descubrió que debido a que la Luna se aleja de nuestro planeta los días terrestres se están alargando.

El estudio indica que el satélite natural de nuestro planeta continuará alejándose, lo que provocará que los días sean cada vez más largos.

Se estima que la Luna se aleja de la Tierra a una velocidad de 3,82 centímetros al año.

"A medida que la Luna se aleja, la Tierra es como un patinador artístico que gira y se frena al estirar los brazos", explicó Stephen Meyers, profesor de geociencias de la Universidad de Wisconsin-Madison y coautor del estudio, publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

De acuerdo con las investigaciones, hace 1.400 millones de años un día duraba 18 horas, porque entonces la Luna estaba más cerca de la Tierra. 

"A medida que la Luna se aleja, la Tierra es como un patinador artístico que gira y se frena al estirar los brazos", explicó Stephen Meyers, profesor de geociencias de la Universidad de Wisconsin-Madison y coautor del estudio, publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.